Durante la festividad de año nuevo, los chinos visitan a todos sus familiares y amigos para desearles un feliz y próspero año. Para cuando sus visitantes llegan les ofrecen la bandeja de la unidad o cuán hé.

Esta bandeja, que pueden comprarla ya hecha o prepararla ellos mismos, está cargada de simbolismos. A continuación vamos a ver en qué consiste:

La bandeja es redonda (simbolizando la unidad familiar) y dividida en 8 compartimentos (ya que el 8 es el número de la buena suerte y fortuna en China).

En esas ocho divisiones se ponen frutas y verduras escarchadas en su mayoría, escondiendo cada una de ellas un significado particular:

  • Raíz de loto escarchada: simboliza la abundancia a lo largo de la vida.
  • Coco deshidratado o fresco: simboliza la amistad y unidad.
  • Kumquat: simboliza la prosperidad, el oro.
  • Semillas de melón: simboliza la felicidad, la alegría y la verdad. Además cuando se secan adquieren un color rojizo que aumenta su simbolismo, pues el rojo es el color de la protección hacia los malos espíritus y de la suerte.
  • Cacahuetes: longevidad.
  • Lichis: lazos familiares fuertes.
  • Semillas de loto: fertilidad.
  • Longan: deseo de muchos hijos.

Esta bandeja se dispone en una mesa en el comedor o en la sala donde se reciben a las visitas, al alcance de todo el mundo para que puedan acceder sin problemas. En la mesa es habitual disponer también mandarinas, monedas de chocolates o alguna chuchería para los más pequeños.

1 comentario

  1. Vidal Responder

    Los cacahuetes, 花生 huāshēng, en China están relacionados con el nacimiento de hijos, 生 shēng = nacer. Para la larga vida mejor los tallarines 面条 miàntiáo.

Escribe un comentario